CAMBIAR EL VOLANTE

volante

¿SE PUEDE CAMBIAR EL VOLANTE?

Si que se puede cambiar pero debe de cumplir las normativas siguientes.

Para sustituir el volante original por otro con diámetro inferior y esta diferencia sea de entre el 10% y el 15% hay que legalizarlo como reforma en la ITV con un informe de conformidad de la casa o del fabricante o de un laboratorio oficial acreditado en España y un certificado del taller que haga la instalación, si está todo correcto se paga una tasa para incluir dicha reforma en la ficha técnica.

Para que no exista ningún problema en la inspección se puede instalar un volante deportivo con las mismas características que el original (airbag si lo equipa, testigos y mandos) y que la diferencia del tamaño no sea superior al 10%.

Si nuestro coche equipa un volante con airbag no se puede sustituir por un volante sin airbag.

Todo recambio de nuestro vehículo debe tener homologación europea.

Existen multitud de fabricantes de volantes deportivos homologados pero no es suficiente con tener homologación, si sus dimensiones están dentro del margen de entre el 10% y el 15% hay que legalizarlo y si supera el 15% no se puede legalizar porque no cumple los requisitos mínimos de seguridad.

En el caso de volver a instalar el volante original hay que volver a legalizarlo en la ITV, para quitar la anotación del volante deportivo de la ficha técnica.

La sustitución del volante sólo puede realizarla un profesional en un taller autorizado, no sólo porque necesitamos el certificado de montaje, sino también porque puede ser muy peligroso manipular el airbag, ya que podemos provocar una avería (defecto grave) o accionarlo accidentalmente. En el caso de ir incluido el claxon, este debe funcionar correctamente y no se puede cambiar la ubicación del accionamiento.

SE PUEDE CONSULTAR MÁS INFORMACIÓN EN EL MANUAL DE REFORMAS (REFORMA Nº 30)

· VÍDEO DEMOSTRATIVO